Who’s Next – Première Classe: el nuevo estilo tras la transformación

Sin duda llevará su tiempo la implantación del nuevo modelo, pero ya está plenamente en marcha.

Fue en septiembre de 2016, ahora se cumplirá un año, cuando los salones gemelos Who’s Next y Première Classe (respectivamente de ropa y de accesorios, pero complementarios) celebraron su primera edición bajo la gestión de un nuevo director general, Etienne Cochet, que acababa de relevar en tales funciones al dúo fundador, formado por Clergerie y Foäche, y que procedía de otra vertiente de la actividad ferial. Aquella edición fue en cierto modo experimental, no sólo por el relevo producido en estos certámenes sino porque todo el panorama ferial de la moda francesa se encontraba entonces un poco en convulsión, pero el resultado fue lo suficientemente estimulante para confirmar el curso del proceso.
Las primeras revoluciones de estilo de los nuevos gestores (más allá del marco formal) se hicieron patentes en la edición de enero de 2017, tanto en el salón de ropa, Who’s Next (cuyo nombre se aplica con frecuencia, por pereza, al conjunto) como en el de accesorios, Première Classe, e incluyó un rejuvenecimiento de los equipos ejecutivos a los diversos niveles (con una mayor implicación femenina) y, en otro orden de cosas, un sentido transversal más fluido de los sectores, un equilibrio distinto entre las familias de productos, así como la mayor importancia dada al espacio de conferencias.
De esta evolución hemos dado cuenta en nuestros números del período, particularmente (por sincronía con el propio ritmo de preparación de los salones, o de su ejecución) en los de noviembre y febrero últimos. En ambos hablamos claramente ya de un nuevo tipo de certámenes.
La salida del presente número de Textil Exprés coincide con el período preparatorio de la edición ferial de septiembre de 2017, que se desarrollará del 8 al 11 de dicho mes, y de la que, por tanto, facilitamos aquí la información previa disponible que, como no podía ser de otra forma, confirma esa transformación.
En septiembre próximo participarán 398 expositores en el salón Who’s Next propiamente dicho (es decir, el de ropa), de los que 75 expondrán en el sector Studio, 50 en el sector Urban, 109 en el sector Private (todos ellos en el pabellón ferial número 4), y 164 en el sector Fame (en el pabellón número 2.2) del parque de exposiciones de la Puerta de Versalles, comprendiendo el fórum de tendencias.
Por otra parte habrá 564 expositores en el salón Première Classe (el de accesorios o complementos), 43 de ellos en el microsector From últimamente creado, y todos en el pabellón 3 del mismo parque ferial.
Lo que quiere decir 962 firmas en total, según la relación alfabética de marcas que nos ha sido facilitada. Con una compactación respecto a enero de 2016, última edición anterior a la transformación de la sociedad (que ya había tenido lugar hace ahora un año). La implantación del nuevo modelo, muy prometedor en cuanto a la esencia, tomará tiempo. Y es probable que la dimensión que había alcanzado Première Classe en la fórmula anterior a la transformación conceptual del certamen no sea ya deseable en el futuro. Aunque tampoco cabe aventurar hipótesis: el criterio de transversalidad que ahora mueve a los organizadores es el mismo que el actual director aplicó en su día con éxito en el salón Maison & Objet, hoy una de las referencias fundamentales en el panorama europeo de las ferias de decoración, el diseño y el «arte de vivir».
Se ha elaborado, por otra parte, un nutrido programa de conferencias profesionales, de hasta 24 intervenciones, muchas de ellas pensadas para distribuidores, acentuando el carácter formativo que, como antes hemos dicho, se quiere dar al doble certamen en esta nueva etapa. Y pensando en un sector textil que se concibe muy diferente.


  
© 2017

En el mismo número de TEXTIL EXPRES Revista