Avisa cuando un cliente lleva al vestidor un desacoplador de etiquetas antirrobo.

Está demostrado que los probadores ofrecen a los comercios la oportunidad de vender más, pero también pueden convertirse en un refugio seguro para consumidores deshonestos que pretenden esconder prendas con el fin de llevárselas sin pagar. Según el último Barómetro Mundial del Hurto, las tiendas de ropa padecen el mayor índice de hurtos del sector detallista en España, equivalente al 1,86% de las ventas.
IndentPara minimizar el riesgo de estos hurtos basados en la ocultación, la firma Checkpoint Systems, especializada en soluciones para la disponibilidad de la mercancía en el sector detallista, lanza la nueva solución ApparelGuard. Disponible como parte de la app para detallistas Evolve-Store, se trata de una tecnología de detección de desacopladores que se instala en los probadores individuales. Identifica cuándo entra en el compartimento alguien con un desacoplador de etiquetas duras obtenido ilegalmente. Las antenas ApparelGuard reaccionan cuando detectan que el comprador deshonesto intenta retirar las etiquetas, minimizando así las falsas alarmas. La solución envía una alerta a la app en tiempo real o a un pager para que el personal pueda actuar frente al incidente.
IndentSe instala fácilmente y está preparada para proteger varios probadores al mismo tiempo, funcionando como una aplicación independiente o formando parte de una infraestructura antihurto (EAS) preexistente en la tienda, a través de una interfaz especial. Además, como explica la compañía, también puede tener un efecto disuasorio visual que hará que los compradores deshonestos se lo piensen dos veces antes de usar los probadores como refugio para desacoplar etiquetas.


  
© 2018 - TEXTIL EXPRES.