Se obtiene un tejido lavable capaz de almacenar energía para accionar una prenda inteligente.

La Dra. Litty Thekkakara, investigadora de RMIT University.

Científicos del RMIT University (Instituto de Tecnología de Melbourne, Australia) han desarrollado un método escalable y rentable para fabricar rápidamente textiles dotados de dispositivos de almacenamiento de energía. En concreto, la tecnología permite la impresión láser de supercondensadores de grafeno directamente sobre textiles.

Según explican los investigadores, los enfoques actuales en el almacenamiento de energía en textiles inteligentes (como la costura de baterías en prendas o el uso de e-fibras) implican soluciones engorrosas, pesadas, con problemas de capacidad y con riesgos de cortocircuitos al contacto con la humedad o sudor. El nuevo desarrollo soluciona estos inconvenientes, ya que es elástico, impermeable, lavable y capaz de almacenar energía para accionar una prenda inteligente; además, puede producirse en minutos a gran escala. El equipo de investigadores ya ha solicitado la patente.

La creciente industria de los tejidos inteligentes tiene diversas aplicaciones en dispositivos vestibles («wearables») para el consumidor, sector sanitario y defensa. Por ejemplo, pueden usarse para monitorizar las señales vitales de pacientes, rastrear la ubicación y estado de salud de soldados en maniobras o monitorizar el nivel de fatiga de conductores y pilotos.

La nueva tecnología puede producir un parche textil inteligente de 10x10 cm en sólo tres minutos. Foto cedida por RMIT.


  
© 2019 - TEXTIL EXPRES.