El fabricante de la tela (un textil técnico especial) ha trabajado en cinco proyectos de Christo.

Arco de Triunfo, París, foto de Jiuguang Wang bajo licencia Creative Commons.

Llevaba sesenta años con este proyecto, pero estaba acostumbrado a realizaciones que llegaban mucho después del lanzamiento de la idea. Lo malo es que falleció antes de verlo realizado. Ahora, el sábado de esta misma semana, es decir el 18 de septiembre, se llevará a cabo. Posiblemente ustedes ya habrán visto la noticia en medios de información general: el Arco de Triunfo en la plaza de la Estrella de París será envuelto en tela. Literalmente, empaquetado. Para el artista búlgaro Christo será una obra póstuma.

Ustedes se preguntarán qué tiene esto que ver con el textil. Bueno, ya lo hemos dicho: va a ser cubierto con tela, y alguien la ha tejido. Concretamente, un fabricante alemán, que lleva tiempo colaborando con el matrimonio Christo/Jeanne-Claude.

La relación comenzó a mediados de la década de 1990. Stefan Schilgen, propietario de la empresa del mismo nombre (que fue comprada por Setex en 2012), era un amante del arte que conoció a Christo casualmente cuando este buscaba un textil para cubrir el Reichstag (parlamento alemán, en Berlín). Schilgen pudo ayudar al artista entonces, y de ahí nació una relación que ha llevado a la empresa (ahora Setex Textil GmbH) a proveer de los textiles necesarios para cinco proyectos.

Christo Vladimirov Javacheff, conocido como Christo, nació en Bulgaria en 1935. Su esposa Jeanne-Claude fue su colaboradora en las obras de arte, consistentes en esconder cosas bajo tejido, lo que en su momento provocó cierta polémica por su condición de excentricidad. Él sostenía que envolverla temporalmente le proporcionaba una estética distinta, realzando su personalidad.

Entre sus «envolturas» pueden contarse la de la costa de Sidney, Australia, a finales de los años 60 del pasado siglo. La escultura de Vitorio Emmanuele en la Piazza del Duomo de Milán, en 1970. La del Reichstag o parlamento alemán, un trabajo de larga duración, pues se planificó durante más de veinte años, y fue modificado tras la caída del muro de Berlín, adquiriendo un fuerte protagonismo simbólico cuando se completó, por la reunificación de Alemania (ahí fue cuando nació la colaboración con el tejedor alemán que nos ocupa). El Puente Nuevo de París. La costa Oeste de los EEUU. La puerta (The Gates) del Central Park de Nueva York (donde instalaron más de 7.500 marcos metálicos). Islas de Biscayne Bay en Miami. O las 3.000 sombrillas montadas en la llanura, en un proyecto que se repitió en Japón y EEUU.

Christo falleció en mayo de 2020 en Nueva York. Más de un año después se completa su última y póstuma obra. Telas de polipropileno azul y gris se desenrollarán el sábado para cubrir el Arco de Triunfo.

Los más de 25.000 m2 de tejido han sido proporcionados por Setex Textil, con sede en Dingden, que los ha fabricado en sus instalaciones de Greven, en la región de Renania del Norte-Westfalia.

El proyecto, de larguísima preparación, conoció sus dificultades, como expone Stefan Ott, del departamento de ventas de textiles técnicos de Setex. En los últimos tiempos, la comunicación con Christo, que ya no podía desplazarse personalmente desde Nueva York, se hizo a través de intermediarios de confianza. El incendio de Norte Dame en 2019 endureció la normativa antiincendios y hubo que revisarlo todo, acordando recubrir todo el tejido con un ingrediente que lo vuelve no-inflamable. Otras cuestiones, de índole estética, plantearon igualmente retos. Settex es un productor de tejidos para la industria de la confección, y de textiles para el hogar, pero la fábrica donde obtuvo esta tela de propileno se dedica a textiles técnicos para automoción, en los que el color es indiferente. Para un artista, obtener el color y la apariencia exactos es imperativo. Setex tuvo que adquirir nueva maquinaria con la que fabricar tejidos en grosor de hilo y color adecuados.

Dos curiosidades:

—El material utilizado para la obra de arte se utiliza normalmente para la filtración de alimentos.

—Es 100% reciclable. Esa fue una exigencia de Christo: «Quería crear obras de arte que todos pudieran ver. Pero al final, nadie puede quitarle nada. Es por eso que esta tela se reciclará y luego se podrá usar para otro propósito».

Una de las obras de Christo: el Pont Neuf de París, envuelto. Foto de Airair bajo licencia Creative Commons.

Sede de Setex en Dingden.


  
© 2021 - TEXTIL EXPRES.