Encuesta: la reactivación ya ha comenzado, pero ...

Los modelos de negocio serán diferentes, y también las prioridades en los factores de competitividad.

Como se menciona en el artículo inicial de este monográfico de Textil Exprés, durante la preparación de este número efectuamos una encuesta entre empresas de nuestra base de datos, tanto suscriptores como otros destinatarios de la revista, todos pertenecientes al sector textil/moda, a fin de calibrar el impacto de la «coronacrisis», las expectativas de reactivación, y las opiniones sobre los factores de competitividad en el Nuevo Textil/Moda post-crisis.

También decíamos en ese artículo que el grado de participación fue menor y más lento que en otras encuestas anteriores. Probablemente había dudas de los consultados, tanto en lo que se refiere a qué responder, como incluso respecto a la continuidad de las empresas encuestadas en su negocio. Ha sido una de las ocasiones en que más necesario ha sido reiterar los recordatorios, es decir, las llamadas a participar y las advertencias de que se iba a cerrar el período de recogida de respuestas. Así lo hicimos a comienzos de julio. Esa fecha es importante a la hora de calibrar los resultados.

Como las respuestas eran anónimas, no podremos saber quién nos dedicó este cariñoso saludo en el capítulo de «comentarios adicionales que desee usted hacer», concretamente: «Que la fuerza y la salud nos acompañen, un fuerte abrazo a todo el equipo de Textil Exprés». Muchas gracias, de verdad, es reconfortante y motivador.

Hubo otro tipo de comentarios como críticas a la corrupción de los políticos, o esta valoración que, aunque no es específica de tiempos de coronacrisis ni post-coronacrisis, probablemente muchos suscribirán: «El problema del textil es que no podemos competir en las mismas condiciones con países tercermundistas. Mientras permitamos eso, será imposible ir bien». O peticiones de mayor ayuda a la internacionalización, «como hacen Italia o Portugal».

Pero centrémonos en los aspectos fundamentales de la encuesta.

En primer lugar digamos que, grosso modo, los participantes se definieron a sí mismos, por mitades, como industria y distribución, aunque además un 20% dijo dedicarse a servicios y suministros. Los más (36%), de tejidos para vestir; y (prácticamente igual porcentaje) de prendas exteriores de adulto (hombre y mujer); seguidos por fibras e hilados, textiles técnicos, textiles para el hogar y moda de baño; los menos, de moda íntima/medias y de complementos. La mitad, con plantillas de hasta 20 personas. Un 7%, más de 100. El resto, entre esas cifras, mayormente en la franja de 21 a 50.

Vayamos, ahora, a los resultados.

Un admirable 7% de los consultados no experimentaron una caída importante de actividad, por efecto de la «coronacrisis». El resto, sí. La mayoría, un 29% de los consultados, anotaron una caída de entre un 21 y un 30%. Para algunos la cosa fue más grave: un 21% anotaron una caída del 41 al 50%, y para un 7% el descenso de facturación fue superior al 50%.

Este artículo está reservado a Lectores Registrados en TEXTIL EXPRES.

Para seguir leyendo, si es Suscriptor, 'Encuesta: La Reactivación ya ha comenzado'

Si es Usuario Registrado, puede leerlo también en el mismo enlace:

Si todavía no está registrado, Regístrese Gratis aquí:

REGISTRARME EN TEXTIL EXPRES

© - TEXTIL EXPRES - 2021